NOVACT apoya la huelga feminista del 8M

NOVACT nos sumamos a esta llamada convocando a nuestras trabajadoras a un día de acción en el que participar de las diferentes movilizaciones que se llevarán a cabo durante la jornada.
Queremos denunciar la represión, la discriminación, las violencias y las políticas migratorias que oprimen a las mujeres, lesbianas y trans en cualquier parte del mundo

El día 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer, celebramos la alianza entre mujeres por la conquista y defensa de nuestros derechos. Nos precede una larga historia de acción colectiva y reivindicativa llevada a cabo por mujeres sufragistas, activistas y sindicalistas. Mujeres racializadas, blancas, trans, cis, heterosexuales, lesbianas;

atravesadas por diferentes intersecciones que nos sitúan en posiciones muy diversas en la estructura social, aliadas contra las violencias perpetradas por el sistema patriarcal, racista, capitalista y heteronormativo, y por la transformación de este. Queda mucho por hacer, y seguimos adelante.

Este 8 de marzo de 2018 se pretende llegar aún más lejos que el pasado 2017, año que marcó un importante hito en cuanto al nivel de participación en las diferentes movilizaciones feministas a nivel mundial. El origen de la magnitud de la participación del año pasado se encuentra en las reivindicaciones de mujeres polacas y argentinas durante el mes de octubre de 2016. En un corto intervalo de tiempo, mujeres polacas detenerse en contra de una fuerte restricción del derecho al aborto y mujeres argentinas en contra de la violencia machista, estas últimas en el marco de la iniciativa #NiUnaMenos, contra los feminicidios. A raíz de estos hechos, los movimientos feministas de ambos países aliarse de cara a la preparación de una convocatoria de paro internacional de mujeres el 8 de marzo de 2017.

Este año nos reivindicamos a través de una huelga general que va más allá del paro laboral: será, además, una huelga de cuidados, de consumo, y de la vida estudiantil y asociativa. La huelga ha sido convocada por la Comisión 8 de marzo del movimiento feminista, que, a través de su comunicado, afirma:

“Es una huelga que va más allá de lo que se identifica como paro laboral para que la participación de las mujeres es nuclear en todas las esferas de la vida […] Formamos parte de un proceso de transformación radical de la sociedad, de la cultura , de la economía, de las relaciones. Queremos ocupar el espacio público, reapropiarnos de la decisión sobre nuestro cuerpo y nuestra vida, reafirmar la fuerza política de las mujeres, lesbianas y trans […] Por eso, el 8M pararemos nuestro consumo, el trabajo doméstico y los cuidados, el trabajo remunerado y nuestros estudios, para demostrar que sin nosotros no se produce, y sin nosotros no se reproduce. “

Esta jornada pretende dar visibilidad a la relevancia del rol de las mujeres en los diferentes ámbitos de la vida, dentro y fuera del hogar, así como mostrar de una manera activa y visible la fuerza del movimiento feminista, siendo ésta una huelga convocada y protagonizada por mujeres. Se propone que, a lo largo de ese día, sean los hombres los que tengan cuidado del hogar y la familia, y que sean ellos quienes asistan al trabajo en aquellos entornos laborales en los que se establezcan servicios mínimos.

Desde NOVACT nos sumamos a la llamada de #huelgafeminista convocando a nuestras trabajadoras a un día de acción en el que participar de las diferentes movilizaciones que tendrán lugar en las ciudades donde tenemos oficina física.
Así, a lo largo del día 8 de marzo, nos unimos a la huelga feminista, parando las mujeres de NOVACT, junto con los compañeros que apoyan esta lucha, toda su actividad laboral, doméstica, asociativa y estudiantil, participando en las acciones que se durante cabo durante la jornada.